martes, 25 de enero de 2011

La Fiesta del Pueblo

Comienza la Copa Libertadores nuevamente para Alianza Lima, y esta vez  pese a jugarse la fase previa, la expectativa de su hinchada es mayor a la del año pasado, debido a la buena campaña que tuvo el equipo, es por eso que se espera una numerosa asistencia para el día de mañana en Matute, comenzando por todos los que pudimos ser testigos del baile que el equipo de Costitas le metió al más pintado de America, en aquel entonces Estudiantes de la Plata; el cuadro del que formé parte ese día era simplemente impresionante. Tras haberle ganado en calidad de visita al Bolívar en la altura de La Paz, la gente respondió de la mejor manera, depositando toda su confianza en el cuadro de sus amores, tanto así que el día del partido, aun dos horas antes del comienzo del mismo, el estadio estaba repleto en sus cuatro tribunas, esto hacia presagiar un resultado positivo para Alianza, y si que lo fue. La historia del partido ya se la saben así que me enfocaré en lo que más me gustó (aparte de las cuatro pepazas) Me refiero al aliento de la gente, ese bombo que retumbaba tan fuerte que hace vibrar el pecho, los mas afanosos repartiendo las bolsas con papelitos y los contómetros para adornar la salida del local, los cánticos previos al partido recordando al clásico rival, las olas humanas que iban y venían sin interrupción, reafirmando así la complicidad de 33.000 almas que coreaban los oles  al unísono y le sacaban el jugo a las monedas canjeadas por el boleto. Al recordar todo esto se me pone la piel de gallina (sin alusiones personales o grupales) y está demás decir que es una experiencia que les recomiendo, así que mañana, para los que ponen por Fox Sports, van a ver de nuevo arder la caldera para esta vez cocinar un jaguar.









No hay comentarios:

Publicar un comentario